¡¡¡Bienvenido a mi Blog de Historia, espero que disfrutes en él!!! Puedes acceder al resto de mis blogs que seguro que serán de tu interés. ¡¡¡Muchas gracias por tu visita y espero seguir contando contigo!!!

miércoles, 25 de agosto de 2010

Historia de Bosnia y Herzegovina (XI)

la guerra de BiH Hasta los acuerdos de Dayton (IV)

El gran problema al que se enfrentaron las autoridades, y que provocó el asombro de observadores y analistas internacionales, radicó en que el espectro político que en esos momentos se ofrecía al ciudadano bosnio estaba cargado indefectiblemente de tintes nacionalistas, después de que se hubiesen radicalizado los sentimientos y las actitudes de la mayoría de los habitantes de BiH. De los tres grandes partidos que marcaron el futuro político, la Unión Democrática Croata (HDZ) poseía un nítido y sospechoso matiz del nacionalismo croata de otros tiempos; el Partido de Acción Democrática (SDA), del presidente Alija Izetbegovic, fue tildado de islamista; y el Partido Demócrata Serbio (SDS) recordaba en exceso la vieja Liga Comunista Yugoslava. El objetivo final del partido croata HDZ era unir el territorio controlado por ellos a Croacia, al igual que el serbio SDS pretendía anexionar la República Serbia de Bosnia a lo que quedaba de Yugoslavia (sueño común del psiquiatra aficionado a la poesía Radovan Karadzic y de su paciente Slobodan Milosevic: la construcción de la Gran Serbia, y para ello necesitaban el territorio bosnio). Por el contrario, el Partido de Acción Democrática SDA, dirigido por el presidente de BiH, procuraba que su país siguiera siendo tan cosmopolita, multirracial y multicultural de otras épocas.

De alguna manera, tanto el croata HDZ como el bosnio SDA apoyaban en mayor o menor medida el poder central en Sarajevo. Por el contrario, el serbio SDS defendía a ultranza la partición de Bosnia en tres regiones de acuerdo con su composición étnica. El programa político del SDS se asentaba en un ultimátum: Bosnia debería permanecer unida a Yugoslavia o, caso contrario, su comunidad serbia habría de formar una entidad completamente independiente del gobierno islámico de Sarajevo. Los días 29 de febrero y 1 de marzo de 1992 se convocó un referéndum entre los ciudadanos de BiH sobre su futuro político, pero un día antes el SDS se adelantó proclamando de forma unilateral la República Serbia de Bosnia. La consulta popular dio un inequívoco respaldo a la independencia y constituyó la reclamación de la plena soberanía de BiH para el pueblo bosnio.

El Partido Demócrata Serbio, haciendo poca gala de su nombre, respondió al referéndum con el levantamiento de barricadas y con diversos ataques contra las otras comunidades. La escalada de violencia provocó numerosos incidentes que tuvieron su clímax ese mismo día con la muerte de dos serbios. El resultado final fue trágico: las tres etnias se desangraron en una guerra que duraría más de cuatro años, con una dinámica de revanchas, ofensivas y contraofensivas, que fue minando las bases de un edificio común, muy difícil ya de sostener en pie, y que convirtió la venganza y el odio en el único lenguaje para todos los hombres y mujeres de BiH.

Como contrapunto, y con el visto bueno de EE.UU. y la C.E., se propuso la creación de una federación en BiH. La oferta, que parecía capaz de resolver las diferencias entre las facciones, no satisfizo inicialmente y con plenitud a ninguna de las tres comunidades; primero, porque las aspiraciones de serbios y croatas pasaban por unirse a las naciones de las que procedían; y segundo, porque la comunidad islámica temía que una aceptación no sincera de la unión hiciera perder a Bosnia parte de su soberanía.

Foto: Sarajevo bombardeada indiscriminadamente durante la guerra. Acnur. A. Hollman.1996.

No hay comentarios:

Publicar un comentario