¡¡¡Bienvenido a mi Blog de Historia, espero que disfrutes en él!!! Puedes acceder al resto de mis blogs que seguro que serán de tu interés. ¡¡¡Muchas gracias por tu visita y espero seguir contando contigo!!!

martes, 21 de septiembre de 2010

El Conflicto de Kosovo (VII)

CONSTITUCIÓN DE KFOR. (II)

Después de un año de la entrada en Kosovo y ante la estabilización de la situación los países de la OTAN comenzaron a ver la posibilidad de reducir fuerzas y de cambiar el carácter de la KFOR para convertirla en una fuerza más reducida pero más móvil.

En el verano de 2001 tuvieron lugar los primeros reasentamientos en el territorio kosovar siendo el primero el del Valle de Osojane dentro de la zona de responsabilidad española. Más de 350 serbios regresaron a sus casas reconstruidas y financiadas por sendas ONG,s danesa y alemana. También la iglesia fue reconstruida y la escuela comenzó así mismo a funcionar con más de cincuenta niños de diversas edades.

En el año 2002 se modificó ligeramente la estructura de al fuerza pasando de 5 a 4 brigadas al fusionarse la italiana y la alemana y se pasó de una entidad de 46.000 a 25.000.

España no modificó sustancialmente su aportación y se mantuvo en los mismos parámetros, sin embargo modificó su despliegue porque la Agrupación ocupó las instalaciones de Base España, una estructura funcional modélica en el ámbito de KFOR y mucho más adecuada para una estancia prolongada que las instalaciones de una serrería que se habían ocupado inicialmente.

Ante la tranquilidad de la situación general en la región la reducción de las fuerzas se fue haciendo de una forma progresiva. A comienzos de 2004, KFOR contaba en Kosovo con 17.000 efectivos y estaba previsto reducirlos a menos de la mitad a final de ese año. Se tenía previsto dejar una presencia reducida y mantener unas reservas operacionales en sus países de origen para ser empleadas si fuese necesario y además se contaría con las reservas estratégicas de la OTAN.

España, por su parte, había hecho los estudios necesarios para reducir de una forma importante su participación en la Operación “Joint Guardian”, pero un hecho desgraciado vino a trastocar los planes y previsiones de reducción de tropas de la OTAN y de la mayoría de los países.

A mediados de marzo de 2004 tres niños albaneses murieron ahogados al caer al río Ibar en Mitrovica siendo acusados de este hecho unos jóvenes serbios. La violencia no se hizo esperar. La noticia corrió cómo un reguero de pólvora y se produjeron agresiones a personal serbio. De nuevo hubo destrucción de iglesias y casas a lo largo y ancho de Kosovo. Según un balance de la ONU, entre el 17 y el 19 de marzo de 2004 hubo al menos 31 muertos y más de 500 heridos a causa de la violencia.

KFOR no tuvo la suficiente agilidad para hacer frente a estos desmanes así como también se hizo notar la falta de efectivos para controlar rápidamente la situación. El resultado fue una gran pérdida de la credibilidad que con gran esfuerzo se había ganado desde su despliegue en 1999.

Estos hechos hicieron recapitular a la Alianza y a los países contribuyentes con tropas a KFOR. No se podía volver atrás en un proceso abierto en el corazón de Europa. En poco tiempo se desplegaron las reservas operacionales en el territorio kosovar y la situación pasó de nuevo a estar bajo control. La reducción de fuerzas se frenó y también el paso a la situación prevista de “Presencia disuasoria”.

Desde el comienzo del verano de 2005 y de forma progresiva se inició un proceso para eliminar las misiones consideradas como rutinarias para centrarse en otro tipo de misiones más específicas. De este modo, las escoltas a minorías se han suprimido y en su lugar se proporciona seguridad de área. Tan sólo se mantienen las escoltas a personal religioso. Igualmente, se colabora estrechamente con la policía kosovar (KPS) y cada día con mas frecuencia se les implica en controles y actividades conjuntas. Cada vez que se retiene a algún ciudadano por estar realizando alguna actividad ilegal se establece contacto con la policía para que procedan según la Ley.

Esta es la situación actual en Kosovo. La calma ha vuelto pero la situación se antoja volátil y pendiente de lo que el resultado de las conversaciones que bajo coordinación de la ONU se iniciaron el pasado 20 de febrero en Viena entre representantes serbios y albaneses sobre el futuro estatuto de Kosovo.

Foto: BMR a la entrada del Destacamento Español en el valle de osojane. Ministerio de Defensa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario